L-V : 10H a 20H | S : 10H a 14H 697 972 972

Descubre cuál es tu tipo de pelo y las claves para cuidarlo de manera natural

 |  Pablo

En la Bio-Peluquería Hammam&Henna sabemos que cada pelo es único y especial, por ello debe ser tratado de manera exclusiva y personalizada. Pero al cuidarlo, lo que sí encontramos en común, es que sea liso o rizado, graso o seco, fino o grueso, siempre requiere suavidad y delicadeza. Por eso utilizamos única y exclusivamente productos 100% naturales. 

En el post de hoy te enseñamos a reconocer tu tipo de cabello y te contamos los mejores cuidados y consejos de nuestros especialistas en cosmética natural. Ahora podrás lucir un cabello sano, radiante y auténtico de una manera 100% natural. 

Conoce tu tipo de pelo

Hay varias maneras de catalogar los diferentes tipos de cabello. Una de las maneras más simples es dividiendo el cabello en cuatro tipos diferentes: el pelo liso, el pelo ondulado, el pelo rizado y el pelo muy rizado.

Por textura

  • Cabello fino: tiene la textura de una seda ultrafina.
  • Cabello medio: se siente como un hilo de algodón; no es rígido ni áspero, ni fino ni grueso. 
  • Cabello grueso: al tacto se siente duro y pesado. 

Por volumen

  • Cabello fino: la circunferencia de una cola de caballo es menos de 5 cm.
  • Cabello mediano: la circunferencia de una cola de caballo es de entre 5 y 10 cm.
  • Cabello grueso: la circunferencia de una cola de caballo es superior a 10 cm.

Cuidados del cabello liso y fino

El cabello liso y fino normalmente tiende a ser graso. Por eso, en estos casos nunca recomendamos aplicar en todo el cabello el acondicionador, pero sí se puede utilizar el acondicionador en las puntas del cabello para reducir el efecto de puntas abiertas. El pelo liso y fino también tiene tendencia a enredarse, por lo que el acondicionador ayudará a conseguir un peinado más suave. 

El cabello fino y graso se ensucia mucho más rápido que el grueso. Pero lavar el cabello a diario puede causar daños al eliminar los aceites que el cuerpo produce para la salud y el mantenimiento del cabello y la piel. Si alargas el tiempo entre lavados, verás que tu cabello se irá adaptando a la cantidad de grasa que produce. Además, en lugar de utilizar acondicionador en cada lavado, puedes probar a hacer una de las mascarillas con aceites naturales que te recomendamos en el Post “3 aceites naturales para el cuidado del cabello”.

Cuidados del pelo rizado

El cabello rizado tiende a ser seco y suele ser más frágil que el liso. Es mejor lavar el cabello rizado con menos champú e hidratarlo más con un acondicionador natural. Para los días húmedos, te aconsejamos que pruebes a rociarlo en un pulverizador con agua de rosas mezclada con tu aceite esencial preferido.

Cuidar el cabello rizado en sí no es tarea sencilla. Si este es tu caso y quieres más información, te recomendamos que leas nuestro artículo “Claves para cuidar el cabello rizado de la forma más natural”.

Cuidados diarios para un cabello sano

La sabiduría diaria sobre el cuidado del cabello es la misma que os damos al recomendar el uso de los tintes vegetales: trata tu cabello con amabilidad, acéptalo y quiérelo, satisface las necesidades de tu tipo de cabello en particular, diviértete con él y, si lo maltratas, repáralo.

Temperatura del agua para un cabello y un cuero cabelludo sanos

Si bien es importante utilizar agua tibia o caliente para el lavado, generalmente es mejor utilizar agua fría para el aclarado. Pero en estos casos es importante tener en cuenta también el volumen del cabello. La temperatura fría reduce el volumen del cabello, así que las personas con pelo naturalmente fino pueden preferir aclararse con agua más caliente. 

El agua fría de los enjuagues cierra las cutículas del cabello, lo que ayuda a minimizar el daño al cabello y el encrespamiento. Las cutículas cerradas reflejan mejor la luz, y eso le aporta brillo a nuestra melena. Los enjuagues con agua fría también cierran los poros del cuero cabelludo, así que lo protege de la exposición externa a los elementos y a los productos industriales para el cabello. El agua fría también mejora la circulación sanguínea en el cuero cabelludo. Como la sangre se mueve más rápido, los capilares se ensanchan para darle calor. Y al aumentar la circulación, el cuero cabelludo y las raíces del cabello se mantienen sanos y reciben los nutrientes que necesitan. Una mala circulación sanguínea reduce la disponibilidad de nutrientes y, por tanto, aumenta el riesgo de caída del cabello.

Un cuero cabelludo sano y natural

Los tintes vegetales para el cabello no sólo son una opción de coloración saludable, sino que también son un remedio eficaz para los problemas del cuero cabelludo. La caspa, el eczema y la psoriasis del cuero cabelludo pueden desaparecer tras unas pocas aplicaciones de nuestros tintes vegetales.

Si tienes picores en el cuero cabelludo, puede deberse a varias razones, desde caspa hasta una infección o una alergia. Una vez que determines que la causa del picor del cuero cabelludo no es algo grave, puedes utilizar remedios caseros con aceites esenciales (descubre más en “Aceites esenciales para el cabello”).

Shampoos naturales, acondicionadores y otros productos naturales para el cabello 

Quien conoce la Bio-Peluquería de Barcelona Hammam&Henna, sabe que nuestras marcas favoritas de productos para el cabello son Aveda y Biocenter. Ambas cuentan con excelentes controles de calidad y trabajan con ingredientes 100% naturales. Son marcas líderes en el cuidado profesional del cabello, la sustentabilidad y los derechos de los animales en la cosmética. 

Y además, al comprar productos sostenibles de buena calidad, ayudamos a crear un estilo de vida que apoye nuestros valores, haciendo una contribución al cambio positivo. Pero también es cierto que al fabricar nuestros propios productos con ingredientes naturales, ganamos conocimientos y poder, y nos liberamos del consumo constante. Por eso, hoy compartiremos con vosotras algunos de nuestros remedios naturales favoritos.

Champú simple, casero y 100% natural

Mezcla 1/4 de agua o té (como manzanilla, hibisco o té verde: la lista es interminable) y 1/4 de taza de jabón líquido. Si tienes el pelo seco, puedes añadir 1/2 cucharadita de aceite de oliva o de aguacate. También puedes añadir unas gotas de tu aceite esencial favorito (a nosotros nos encanta el de romero). Utiliza el champú como lo harías normalmente y aclara bien con agua fría.

Infusiones para el cabello

Dependiendo de los ingredientes que utilices, los enjuagues capilares con tés o infusiones, pueden aportar a tu cabello hidratación, reducir el encrespamiento, aclararlo u oscurecerlo, etc.

Aquí os dejamos una lista con las mejores infusiones herbales para el cabello:

  • Infusión para el cabello oscuro: mezcla de salvia, romero, cáscaras de nuez negra, ortigas, hojas de frambuesa y cola de caballo. 
  • Infusión capilar para el cabello claro: mezcla de caléndula, manzanilla, milenrama y cola de caballo.
  • Infusión capilar para el cabello cobrizo: mezcla de caléndula, hibisco, rooibos, pétalos de rosa roja y cola de caballo
  • Enjuague capilar multiuso: albahaca, semillas de hinojo, ortiga, menta, romero, salvia y cola de caballo.

Tintes vegetales H&H

Los productos de Hammam&Henna son 100% naturales. Nuestra gama de tintes vegetales está elaborada con plantas de cultivo ecológico y no transgénico originarias de Rajastán. Cualquier paquete de Hammam&Henna que elijas, contendrá única y exclusivamente el polvo de las plantas tintóreas, que deberás mezclarlo posteriormente con agua. Una vez que se forme la mezcla, puedes aplicarlo directamente sobre tu cabello a modo de mascarilla y dejarlo actuar durante una o dos horas.

Los tintes vegetales no sólo tiñen tus canas de una manera natural, si no que sirven para nutrir e hidratar todo tipo de cabellos. Elimina todas las impurezas y aportan un sinfín de vitaminas esenciales para cuidar la salud del cabello.

Henna color personalizado
Comprar los tintes 100% Vegetales de Hammam&Henna

Mascarilla para el cabello de leche de coco

Si lo que buscas es hidratar el cabello seco, te recomendamos esta mascarilla de leche de coco sin azúcar. Divide tu cabello en secciones y aplica la leche de coco desde la raíz hasta las puntas, sección por sección, o viértela directamente sobre el cabello. Luego, ponte un gorro de ducha en la cabeza, o envuelve el pelo con un plástico, y deja que la mascarilla repose durante 20 minutos. Aclara el cabello y péinalo con los dedos para retirar la mascarilla de leche.

La importancia de conocerte y encontrar los ingredientes naturales adecuados para potenciar tu belleza, se verá reflejada en cuanto comiences a sentir el bienestar de llevar un estilo de vida saludable. En Hammam&Henna ofrecemos asesoramiento capilar gratuito con uno de nuestros especialistas y un tratamiento 100% personalizado para darle a tu cabello lo que realmente necesita. Puedes pedir tu cita en la Bio-Peluquería de Barcelona haciendo click aquí. También puedes escribirnos a info@hammamhenna.com o a través de nuestras redes sociales, estamos en Instagram y Facebook, ¡os leemos y respondemos a todas vuestras dudas sobre el cuidado del cabello!